Un AVE en la estación de Sants de Barcelona / EUROPA PRESS
Un AVE en la estación de Sants de Barcelona / EUROPA PRESS

La estación de Sants, al borde del colapso por la circulación de nuevos trenes de alta velocidad

Adif asegura que "no hay peligro" y no hay posibilidad de congestión en la estación

Guardar
Periodista

La estación de Sants conectará con Madrid a través de un nuevo operador de alta velocidad a partir del mes de noviembre: iryo. La compañía tiene previsto operar con 16 frecuencias entre la capital y Barcelona, pero los expertos alertan que Sants "ya está al límite".

Se apunta a un posible colapso de la estación porque esta solo tiene seis vías para alta velocidad. Sin embargo, Adif asegura que Sants está preparada y tiene "capacidad de sobra" para asumir esta nueva incorporación.

Tren de la compañía Iryo / IRYO
Tren de la compañía Iryo / IRYO

FALTA DE ESPACIO

En declaraciones a ACN, el ingeniero de caminos, Carlos Vilés, ha concretado que las actuales gestiones de limpieza y mantenimiento ya se ven limitadas por la capacidad de la estación. Especialmente cuando alguno de los trenes tiene que dirigirse a Can Tunís, donde se ubican los talleres. "Recorren diversos kilómetros por un tramo de vía única", ha explicado Vilés. "Lo que supone una sobrecarga adicional que se tendrá que resolver con la puesta en marcha de la Sagrera, que incorporará una nueva área de mantenimiento".

El director del Centre d'Estudis del Transport (CET), Joan Carles Salmeron, también en declaraciones a la prensa, ha recordado que ya hay muchos servicios "que se han alargado a Figueres porque Sants está al límite". Salmeron, en la misma línea que Vilés, ve como una posible solución que en la Sagrera se habilite un párking para trenes. 

Aglomeraciones en el andén de la estación de Sants / CEDIDA
Aglomeraciones en el andén de la estación de Sants / CEDIDA

SIN ALTA VELOCIDAD HASTA EL 2025

Sin embargo, la ministra de Transportes, Raquel Sánchez, anunció en mayo que no se prevé que los trenes de alta velocidad puedan comenzar a pasar por la Sagrera hasta el 2025. 

Una solución que queda descartada a corto plazo. Por ello, Vilés propone resolver el problema con una gestión "más eficiente" de las vías y "reducir los tiempos de espera y parada".

ADIF NO VE PELIGRO

Adif, por su parte, ha declarado a ACN que "no hay posibilidad" de congestión en la estación. La compañía asegura que la incorporación de iryo "está estudiada y dimensionada" y que no se le ofreció a la operadora italiana más espacio del disponible.

Adif también contempla que la futura estación de la Sagrera pase a ser origen y destino del recorrido entre Madrid y Barcelona, lo que podría aligerar la actividad.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.