Joan Roca, presidente del despacho, junto a Miquel Roca / ROCA JUNYENT
Joan Roca, presidente del despacho, junto a Miquel Roca / ROCA JUNYENT

Roca Junyent llevará la secretaría técnica de la transición energética de Barcelona

El Ayuntamiento invertirá 50 millones en el Mecanismo de la Energía Sostenible, principal cometido del Comisionado de la Agenda 2030

Guardar
Periodista

La unión temporal de empresas (UTE) formalizada entre los despachos de Roca i Junyent, Cartago y Addenda será la encargada de llevar la asesoría integral y la secretaría técnica de la Comisión Técnica de Valoración (CTV), el órgano gestor del Mecanismo para la Energía Sostenible de Barcelona durante el próximo año. La asesoría se realizará desde todas las vertientes: tanto la legal como la técnica como la económico-financiera. La CTV es un órgano en el que están presentes dos representantes de cada una de las primera, segunda, tercera y cuarta tenencia de alcaldía.

El Mecanismo de la Energía Sostenible (MES), según un informe del Comisionado de la Agenda 2030, Miguel Rodríguez Planas, “es un nuevo instrumento financiero de inversión creado por el Ayuntamiento de Barcelona y susceptible de ser aplicado por la Administración municipal y por cualquiera de los entes autónomos, empresas y consorcios que configuran el grupo del ayuntamiento de Barcelona. Su finalidad es proveer de capital municipal y atraer financiación privada para vehicular inversiones compartidas que generen un efecto multiplicador del impacto económico de la inversión municipal”.

VEHÍCULOS FINANCIEROS

El MES funciona a través de diferentes “vehículos financieros” con participación mayoritaria privada, con la que se financian actuaciones y proyectos relacionados con la transición energética. Entre las medidas implementadas se pueden encontrar la instalación de placas fotovoltaicas, la búsqueda de fuentes limpias de energía, la mejora de aislamientos o de fachadas y la innovación tecnológica en energías renovables.

Miquel Roca rodeado de periodistas en la puerta de la oficina barcelonesa de su bufete / EFE
Miquel Roca rodeado de periodistas en la puerta de la oficina barcelonesa de su bufete / EFE

“Se prevé un amplio abanico de destinos finales de estas inversiones -señala el informe del comisionado-: edificios residenciales, edificios terciarios o de servicios de entidades públicas y empresas privadas (oficinas, hoteles, centros deportivos…), puntos de recarga energética (incluidos parkings públicos y privados), infraestructuras públicas y privadas diversas, naves industriales, espacios públicos y empresas innovadoras en mejora energética”.

Las inversiones que se efectuarán a través del MES podrán ser en régimen de coinversión (entidades públicas y privadas en igualdad de condiciones, pero con aportación pública de un máximo del 30% del total a invertir) o bien buscando otras fórmulas, como “la adquisición de acciones o participaciones en vehículos regulados, adquisición de títulos convertibles, otorgamiento de préstamos participativos”, etcétera, siempre con el límite del 30% del capital público como cota máxima.

50 MILLONES DE INVERSIÓN

El contrato, de un año de duración, tiene una dotación de 128.889 euros y fue otorgado a mediados del pasado mes de julio. En el pliego de prescripciones técnicas, se señala que la dotación pública inicial del MES será de 50 millones de euros para “acelerar la transición energética de la ciudad y de sus edificaciones, generar actividad económica y empleo e impulsar la innovación empresarial en la generación de energía renovable y local”.

Los principales ejes de localización de las inversiones, detalla el contrato, serán los que contribuyan a “la calidad medioambiental de la ciudad, el ahorro energético gracias a la rehabilitación de edificios, la autoproducción y consumo con energías limpias por parte de ciudadanos, administraciones y empresas, la capacidad de generar comunidades energéticas, la instalación de puntos de carga para vehículos eléctricos, el aprovechamiento comunitario de los terrados, la mejora de la resiliencia urbana, el impulso decisivo al desarrollo de una industria con origen local; y la creación de puestos de trabajo que faciliten en reciclaje de trabajadores vinculados al sector de la construcción y otros”.

Señala también que el MES “está directamente alineado con los 7 objetivos estratégicos del Plan de Recuperación Económico de la ciudad y, muy especialmente, con el de hacer de Barcelona  una ciudad más resiliente, justa y sostenible”.

Miquel Roca, en su despacho en Barcelona
Miquel Roca, en su despacho en Barcelona

REQUISITOS MÍNIMOS FINANCIEROS

Así, las entidades coinversoras o las sociedades gestoras de los vehículos regulados han de asumir “el liderazgo en cada una de las inversiones, su seguimiento y la posterior desinversión”. En el caso de inversores privados que no sean un vehículo regulado, “habrán de demostrar unos requisitos económico-financieros mínimos en sus estados de cuentas de 20 millones de euros de activos en su balance, 40 millones de euros de cifra de negocios y contar con unos recursos propios superiores a los 2 millones de euros”.

La labor de los despachos legalistas que llevarán la CTV y la comisión de asesoría integral deberán “analizar y evaluar las propuestas de los inversores privados candidatos a ser homologados, proponer a los inversores que cumplan los requisitos, analizar y evaluar las estructuras y propuestas de coinversión concretas, proponer las aprobación de las estructuras y los proyectos de coinversión presentados que se consideren de interés, canalizar las iniciativas de inversión municipal en materia de energía sostenible hacia inversores privados, hacer el seguimiento regular de todas las inversiones realizadas y preparar y proponer las oportunidades de desinversión y de reinversión en cada caso”.

En resumen, el despacho de Roca y sus asociados han de analizar exante las propuestas de inversión presentadas desde el punto de vista de la estructura financiera y legal del vehículo inversor propuesto y su modelo de negocio, analizar los parámetros técnicos e industriales de los proyectos a instalar o realizar (con la tecnología, maquinaria, características de las instalaciones, verificación de las propuestas…), la viabilidad económica y de los cash flow de los parámetros definidos en cada inversión y analizar el valor añadido que presenta cada propuesta de comercialización.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.